Baterías para coches eléctricos

Sin entrar en excesivos tecnicismos, vamos a intentar explicar las características principales de las actuales baterías para coches eléctricos. Antes de nada, hay que tener en cuenta que las baterías de tracción del coche eléctrico, poco tiene que ver con las baterías necesarias para el arranque o la instrumentación de 12 voltios que llevan la mayoría de vehículos, sean eléctricos o no.

En general, la batería almacena energía en forma de electricidad mediante elementos electroquímicos, un proceso con perdidas mínimas que permite un rendimiento próximo al 100%. Pero las baterías no son perfectas ya que tienen un número de ciclos de vida finitos, es lo que se denomina “ciclo de vida de la batería“.

Además, las baterías para coches eléctricos requieren de un control muy exhaustivo y severo para proteger a los usuarios de los coches eléctricos de posibles fallos en las baterías. El denominado BMS (Battery Management System) se encarga de ello.

Estación de Recarga rápida

A pesar de, la enorme tecnología que integran las baterías de los actuales coches eléctricos, su principio de funcionamiento es el de una batería cualquiera. Básicamente se aprovechan las reacciones de oxidación y reducción para generar corriente eléctrica o almacenarla

Características de las baterías de Ion Litio

Las principales características de una batería destinada al vehículo eléctrico son:

  • Densidad energética: Expresada en Wh/kg. Es la energía que puede suministrar la batería por cada kg. Cuanto mayor sea más autonomía tendrá el coche eléctrico o menor será el peso de este.
  • Potencia: Expresada en W/kg. Es la capacidad de proporcionar potencia (amperaje máximo) en el proceso de descarga. A más potencia mejores prestaciones para él vehículo eléctrico.
  • Eficiencia: Es el rendimiento de la batería, la energía que realmente aprovecha. Medido en %.
  • Coste: Es la mayor influencia en el precio total del vehículo.
  • Ciclo de vida: Ciclos completos de carga y descarga que soporta la batería antes de ser sustituida. Cuanto más ciclos mejor, ya que será más duradera.
Batería de Iones de Litio

Son casi innumerables los diferentes tipos y modelos de baterías para el funcionamiento de un vehículo, pero para los coches eléctricos en particular, las baterías más utilizadas son las denominadas de Ion-LI (baterías de Iones de Litio). Pero las baterías de Ion-LI a su vez, pueden ser de multiples familias manteniendo un equilibrio entre POTENCIA necesaria para que nuestro vehículo eléctrico tenga muchos Caballos y ENERGÍA, necesaria para que la autonomía del vehículo eléctrico sea respetable.

Las baterías de Litio mas usadas

Algunas de las baterías de Iones de Litio más utilizadas para los coches eléctricos son:

  • Batería Litio, Cobalto y Oxido (LiCoO2), Familia LCO. A pesar de su buena densidad energética, alta eficiencia y bajo efecto memoria, no es de las baterías más utilizadas, debido a su inestabilidad y a sus condiciones especificas de almacenamiento.
  • Batería Litio, Niquel, Manganeso, Cobalto (LiNi LiNi 1-x- MnxCoyO2), Familia NMC. La marca de coches eléctricos BMW utiliza este tipo de baterías en sus modelos BMW I8, BMW I3, o BMW Active E S8, entre otros.
  • Batería Litio-Niquel, Cobalto, Aluminio (Ni LiNi 0.8Co 0.15 Al 0.05 O2), Familia NCA. Es la batería utilizada en el Toyota Prius enchufable.
  • Batería de Oxido de Litio, Manganeso (LiMnO2), Familia LMO. Es la batería más utilizada en coches eléctricos. También llamada batería de Polímeros de Litio, esta batería esta presente en numerosos modelos de coches eléctricos como: Nissan Leaf , Tesla, Mitshubishi, Volvo EV, Toyota Rav 4 EV, For Focus EV, Audi e-tron, Mercedes Benz EQC o Wolkswagen ID Neo, entre otros.
  • Batería de Litio , Hierro , Fosfato (LiFePO4), Famila LFP. Esta batería posee mejor estabilidad, seguridad y más ciclos de vida que las opciones con cobalto. Alto coste de producción y densidad energética más baja.